La curvatura de la córnea

16 marzo 2007

Vino y literatura

Esta semana pasada se presentó en la Fnac de Zaragoza el segundo volumen de “Historias para catar”, una selección de relatos cortos en torno a la cultura del vino que esta patrocinado por Bodegas Enate.

La gran idea de esta presentación fue llevar el maridaje de la literatura y el vino hasta su culminación más allá del papel para mostrarnos a los escritores con sus cuentos y el vino en todo su esplendor, en el mejor de los lugares posibles: Vertido en un copa.

Los responsables de Enate tuvieron el acierto de regar la presentación con tres vinos que bañaron las palabras de los escritores, a saber: Enate Chardonnay Barrica 2003, Enate Tinto Crianza 2003 y Enate Varietales del Dos Mil Dos.

Con la base de los vinos citados, la presentación literaria se transmutó en una clase magistral de cata a cargo del enólogo Jesús Artajona. Y es aquí dónde me quiero parar.

Jesús Artajona desplegó sus conocimientos técnicos sobre la elaboración de vinos de alta calidad y alcanzó las más altas cotas de la interpretación artística. Nos arrastró con su pasión, con su verbo fácil y con la expresividad de su rostro hasta el mundo alambicado de los nombres químicos que fermentan el vino, a la dulzura de los aromas que detentan los caldos blancos y a la estructura tánica que transita en la sangre de los tintos.

Todos hemos leído alguna vez la ficha de cata en la etiqueta de las botellas de vino. Esa especie de jeroglífico de colores, olores y sabores que nos deja patidifusos por su profusión, por su hermetismo.

Jesús Artajona fue capaz de barajar todos esos términos técnicos hasta dotarlos del cuerpo robusto de la buena literatura en una disertación brillante, entretenida y didáctica. Una conferencia poblada de anécdotas bien contadas, datos objetivos y sabiduría intelectual.

12 Comments:

At 16 marzo, 2007 20:23, Blogger El detective amaestrado said...

El mundo del vino es una de mis pasiones. El Enate es uno de los mas sorprendentes que he podido probar de tu tierra...
(¿Te conté alguna vez que mi padre nació en pleno Campo de Borja, en Fuendejalón?)

 
At 17 marzo, 2007 13:00, Blogger Fernando said...

;);)...estuvé a punto de ir...pero lo cambie por la presentación de un libro de poemas de Fernando Ainsa dodne también bebí vino del Somontano...un poco más y nos conocemos...un abrazo.

 
At 17 marzo, 2007 14:12, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Detective.

Como dijo alguno de los directivos de bodegas Enate: El vino invita a la tertulia, a la charla en torno a una mesa.
Eso es un lujo en estos tiempos de zaping y anti-parras.

¡Así que de ascendencía aragonesa!
De esa encrucijada entre el llano de la vega y las hayas del Moncayo... y pueblo de vinos.

Salu2 Córneos

 
At 17 marzo, 2007 14:17, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Fernando.

¿Y yo por qué pensaba que vivias en Barcelona?

Hace unos días se publicó en la contra portada del Heraldo una entrevista a Fernando Ainsa.
Mi sobrina Natalia me lo recordó porque le había recordado una territorio mítico y literario como fue la Isla de Idle (unas crónicas que enviaba este mendas vía mail).
Pues bien, tras leer la entrevista surgió un pequeño relato titulado Candy y que esta en:

http://lacurvaturadelacornea.blogspot.com/2007/02/candy.html

:-) Hubiera sido todo un privilegio comparir espacio con un poeta pero... ¿conocernos? ¿y como nos íbamos a reconocer?... .. . . .. ... Podríams llevar un clavel grana a todos y cada uno de los actos que visitemos
:-)))))))

Salu2 Córneos

 
At 17 marzo, 2007 19:32, Blogger Fernando said...

;)..Hombre en Bacelona?...será por la playa de Calafell que aparece en mi blog...pero no..eso es de otra historia antigua, de mi infancia...pues podiamos conocernos y no saberlo..esto es lo que tiene el internet y para eso hacen los bloguellones para conocer a los blogueros...bueno no te pongas un clavel ni una rosa...el tiempo nos traerá de la mano conocernos o no...un abrazo..que vivía en Barcelona..;);)

 
At 19 marzo, 2007 10:44, Blogger Conciencia Personal said...

Mi querido Javi:

¡¡¡Que bien te la pasas!! para la próxima me invitas, es un excelente binomio: vino y literatura. Y ahoria soy la primera entre tantos caballeros conocidos.

Besitos, Monique.

 
At 19 marzo, 2007 13:07, Blogger Paula said...

Confesión: Con dos copas de vino, podría arrancarme por bulerías

Pero con una, podría hacer milagros.
En fin, que ni soy una buena bebedora, ni una buena catadora (de vino). Eso sí, nunca renuncio a iniciarme en un nuevo aprendizaje, si éste es interesante

Un abrazo

(ya llevaba varios días sin dejarte ninguno)

 
At 19 marzo, 2007 22:38, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Fernando.
Pues ahora que lo dices, es verdad, ¿de dónde he sacado eso de Barcelona?
La recomendación del clavel y la rosa ha llegado tarde. Salgo cada día de mi casa engalanado con un par de floripondios que están siendo todo un acontecimiento en el 30
;-)

Salu2 Córneos.

 
At 19 marzo, 2007 22:40, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Monique.

Podríamos inventar la cata interoceánica.

Salu2 Córneos

 
At 19 marzo, 2007 22:42, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Paula.

El problema de las dos copas de vinso es que a nosotros, los beodos, las bulería nos suenan de maravilla cuando en realidad DESAFINAS ;-)))))

La cata tampoco es un arte que domino pero me gusta la liturgia y todas las palabras que a ella van asociadas y en eso, en enólogo de Enate, nos dio una lección magistral.

Salu2 Córneos

 
At 14 agosto, 2007 06:38, Blogger Luis said...

Vino y literatura...eso es el paraíso.

 
At 14 agosto, 2007 20:13, Blogger Javier López Clemente said...

Hola Luis y bienvenido a esta bitácora.

¡¡Madre mía!! Un comentario el 14 de agosto en una entrada de marzo... esto es una maravilla y es cierto: vino y literatura es el paraiso.

Salu2 Córneos.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home